Todo lo que siempre quisiste saber sobre el desarrollo web

Hoy en día es imposible tener un negocio sin tener presencia online. La mayoría de las empresas invierten en tener una página corporativa, con su dominio propio y sus funcionalidades. Te da visibilidad, y una forma inigualable de conectar con tus clientes, sea mediante venta online, sea para intercambiar con ellos o compartir información. Pero para que todo eso pueda tener lugar, hace falta el desarrollo web, y vamos a dedicarlo un artículo.

¿Cuáles  son las características  de una web de empresa?

Antes de pensar en desarrollar una página, hay que tener claro cuáles van a ser sus características. En mi opinión, esos son los aspectos más importantes:

  • La página tiene que ser bonita. A esas alturas, todos estamos muy acostumbrados a navegar por decenas de webs cada día, y sabemos lo que es una página atractiva. El aspecto es lo primero que van a ver los visitantes, y es obvio que hay que cuidarlo muchísimo, para dar una imagen moderna, profesional, alternativa, creativa o cualquier otro planteamiento acorde con tu estrategia empresarial.
  • Otro aspecto fundamental es que la web tiene que ser práctica. Con eso quiero decir que el usuario pueda navegar fácilmente, sea cual sea el dispositivo que esté usando (móvil, tablet, ordenador). Tiene que poder hacer clic de forma intuitiva, rellenar los campos fácilmente, etc.
  • El sitio tiene que conseguir sus objetivos principales, y haber sido diseñado para ello. Me explico: si el propósito de tu página es vender online, tienes que haberlo planteado todo para maximizar las ventas, con un mínimo de pantallas intermedias hasta cerrar la venta, unos botones visibles, los colores más adecuados, etc. Parece una tontería pero hay una verdadera ciencia detrás de eso. Aumentar un 20% un botón, ponerlo en una parte en lugar de otra, usar un color u otro, optar por un tipo de letra y muchas más micro-decisiones pueden hacer que las ventas se multipliquen o se dividan en proporciones que te sorprenderían.
  • La página tiene que cargarse rápido. Nadie quiere esperar. Si tu web es lenta, los usuarios se van a visitar otros sitios y los buscadores te penalizan. Detrás de una buena carga, hay muchas decisiones sobre programas, imágenes, orden de carga de los elementos, etc.
  • Y, finalmente, la web tiene que ser segura. Eso lo digo tanto para el tema de las compras (certificado SSL) como para las copias de seguridad y la protección frente a los hackers.

Soluciones para el desarrollo web

Hay en el mercado plataformas “llave en mano” que te permiten tener una web operativa en poco tiempo y a bajo coste, pero es verdad que esas opciones suelen tener funcionalidades bastante limitadas. Si quieres poder tener una web empresarial a tu medida, y con los servicios que decidas tú, es recomendable buscar ayuda. Por ejemplo, si estás en la capital, lo mejor es que averigües alguna buena empresa de desarrollo web en Madrid que pondrá a sus profesionales a tu servicio y te tendrá una solución personalizada.

Los diferentes aspectos del desarrollo web

Cuando pensamos en una página web, normalmente tenemos en mente el resultado final, desde el punto de vista del usuario que interactúa con el sitio. Sin embargo, detrás de eso hay una arquitectura técnica, con diversos actores y trabajos.

Front-end y back-end

En el lenguaje informático, la parte “front-end” es lo que ve el usuario, es decir los elementos de la página con los cuales interactúa directamente, sea viendo los textos, imágenes, vídeos y diseños, sea introduciendo datos u descargando cosas.

La otra cara de la moneda es lo que se llama “back-end” y que cubre toda la relación con el servidor y la gestión de las bases de datos. Porque cuando un usuario introduce una información nueva, como un nuevo artículo del blog empresarial, o el registro de una dirección de correo electrónico para recibir el boletín de noticias, en realidad lo que hace es rellenar una base de datos alojada en un servidor. Pero hace falta almacenar los datos, poder mostrarlos cuando sea necesario, protegerlos de errores e intrusiones, y mucho más, y por eso están las tareas de “back-end”.

Diseño web y desarrollo web

  • El diseñador web es la persona que va a plasmar en la web lo que quiere el usuario. Va a cuidar tanto los aspectos estéticos como los prácticos, además de plantear las cosas de tal forma a que se consigan los objetivos de la empresa (que la gente se abone al boletín, que haya muchas ventas, etc). Es una persona con conocimientos de programación y de diseño.
  • El desarrollador web tiene un perfil más de programación. Colaborará con el diseñador para que la web funcione perfectamente, tanto en el “back-end” como en el “front-end“.

En ocasiones, hay profesionales que pueden hacer ambos perfiles.

¿Cuáles son los lenguajes informáticos utilizados?

Sin sorpresa, son los lenguajes de “front-end” los que suenan más familiares a los usuarios y probablemente a los lectores de este artículo. Los principales son HTML, CSS y JavaScript. Del lado del “back-end” (o sea, del servidor y de la base de datos), los lenguajes usados son cosas como PHP, JavaRuby, Python o SQL. Durante un momento, al escribir este post, he pensado en redactar unas líneas sobre cada uno de esos lenguajes, pero creo que eso alargaría innecesariamente el artículo, y que con citarlos es suficiente.

¿Lo ves? El desarrollo web es un mundo amplio y apasionante. Espero que este post te hay permitido descubrirlo un poquito.

Artículos relacionados:

antoine 80
Me llamo Antoine Kerfant y llevo 7 años asesorando a emprendedores.

Descubre ya mismo si tu idea de negocio es buena gracias a mi ebook.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*