7 maneras originales de conseguir financiación para tu negocio

conseguir financiación negocioHe hablado largo y tendido en el blog de las muchas opciones de financiación que tienen los emprendedores. Desde los créditos clásicos hasta las sociedades de garantía recíproca pasando por los préstamos personales, hay muchos productos financieros. También comenté la opción de inversores, el dinero de familiares y amigos, y otras opciones similares. Hoy, vamos a plantear 7 formas de conseguir financiación que son menos conocidas pero que en algunos casos pueden resultar interesantes. Como siempre, tendrás que valorar los pros y contras de cada opción.

Empeñar un objeto de valor, como el coche

Cada vez es más habitual que se concedan préstamos a cambio de la garantía de un activo. Obviamente se tiene que tratar de un objeto con cierto valor económico. Quizás el ejemplo más clásico sea con el coche. Hay empresas especializadas que se anuncian con argumentos como obtén un préstamo por tu auto sin tener que dejarlo. Porque, en efecto, no hace falta inmovilizar el vehículo, ya que la tecnología actual permite rastrearlo con un GPS para que la empresa pueda saber donde se encuentra el vehículo.

Evidentemente, esa forma de conseguir financiación se tiene que hacer con responsabilidad. Debes tener una seguridad suficiente en obtener un retorno y poder pagar el préstamo, o, en caso contrario, ser consciente de la posibilidad de que la empresa se pueda quedar con el vehículo. Tendrás que sopesar la ventaja de obtener financiación y de seguir usando el auto con los riesgos asociados.

Hacer trueque

Otra de las alternativas originales para financiar un proyecto de empresa es el trueque. No es algo que se pueda hacer en todos los casos, y por eso contamos con el dinero como medio de intercambio. Pero, hay múltiples oportunidades en las que puedes ofrecer algo que necesita un proveedor, cuyos servicios o productos necesitas tú. Así, no hace falta sacar dinero.

Pongamos que necesitas organizar un evento con catering, y que para ello vas a contratar los servicios de una empresa. Resulta que esa misma compañía tiene que reparar uno de sus vehículos, y precisamente estás lanzando tu taller de mecánica. Si el valor de las dos prestaciones es similar, se podría realizar un trueque. Eso sí, hará falta que lo hagas siguiendo las normativas fiscales. Por ejemplo, sigue siendo necesario que cada empresa emita una factura con el IVA correspondiente. No dudes en consultar con un asesor legal y fiscal para hacerlo correctamente.

Organizar una colecta

Dependiendo del tipo de negocio que estás pensando iniciar, puedes plantear la opción de una colecta. Las hay de todos tipos. En algunos casos, no es descabellado contactar con familiares, amigos y vecinos para que te ayuden a financiar el inicio de tu negocio. También en los últimos años se han popularizado aquellas colectas que aprovechan las plataformas de crowdfunding. Eso sí, esa solución no vale para todos los proyectos. Necesitarás un negocio que llame la atención, por su originalidad, su función social, o algún otro argumento que motive a las personas a hacer unas aportaciones.

Venta de espacios publicitarios

¿Tienes un edificio con una fachada grande? ¿O un vehículo llamativo? Entonces es posible que puedas conseguir algo de dinero vendiendo espacios publicitarios en tus activos más visibles. Es cierto que la publicidad exterior mueve mucho menos dinero que el marketing online, pero en algunos casos, un anuncio bien colocado puede pagar una renta interesante, que te podría ayudar a financiar el inicio de tu negocio.

Prepago o preventa

¿Y si les dices a tus clientes que paguen primero, y obtendrán sus productos o servicios más tarde? De nuevo, no es un tipo de financiación que puedan plantearse todos los negocios. Sería complicado, por ejemplo, pedirlos a los futuros comensales de tu restaurante que paguen por su comida antes de abrir tu establecimiento. Pero para otros tipos de productos o servicios, puede funcionar.

Quizás el mejor ejemplo de este tipo de estrategia lo encontramos en el sector de los juegos de mesa, cuando el diseñador de un juego organiza la preventa de su creación para conseguir la financiación para la edición y distribución del título. Y, de cierta manera, también es lo que ocurre con los servicios de suscripción, en los que los clientes adelantan un dinero mensual o anualmente, y reciben el servicio o producto después.

Organización de eventos

Las asociaciones y proyectos benéficos muchas veces optan por la organización de un evento para financiar sus actividades. Es una buena solución, porque ofreces algo concreto a las personas, que generalmente están de acuerdo en pagar algo más, sabiendo que el dinero va destinado a una buena causa.

Ahora, está claro que un proyecto empresarial no es lo mismo que una ONG. Sin embargo, de una manera similar a lo que comentaba antes para la colecta, si tienes un negocio con un enfoque innovador o social, entre otras posibilidades, quizás tengas la opción de convencer a un número suficiente de personas que compren tickets para el evento que estás organizando. Se lo pasarán bien, al mismo tiempo que ayudarán a lanzar un proyecto interesante.

Descuentos exclusivos para patrocinadores

La última opción que te quería comentar es bastante específica, pero merece la pena citarla. Es otra manera de adelantar el dinero de tus clientes. Pero, esa vez, en lugar de simplemente pedirles el dinero con la promesa de ofrecerles el producto o servicio más adelante, procuras convertir a tus patrocinadores en clientes VIP. En otras palabras, aquellas personas que financien la empresa entrarán en un club exclusivo, que les permitirá comprar con descuento todo lo que puedas ofrecer en el futuro.

De hecho, no tienes por qué limitarte a facilitar ventajas económicas. También existe la posibilidad de diseñar productos y servicios exclusivos para aquellas personas que hayan patrocinado tu proyecto. Con ello conseguirás crear un núcleo duro de personas que apuestan por tu negocio y se alegran de las ventajas que obtienen a cambio. Es una herramienta para fidelizar entre las muchas que tiene una empresa.

 

¿Qué te parecen esas 7 maneras originales de conseguir financiación para tu negocio? ¿Añadirías alguna más? No dudes en comentar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *