Cómo reducir los costes de tu flota de coches de empresa

costes flota de coches de empresaCuando tienes un negocio, mantener una flota de coches de empresa puede ser bastante costoso, especialmente la compra de los vehículos, el gasto de combustible, el mantenimiento, las reparaciones, y, por supuesto, los seguros. Sin embargo, puedes optar por diversas estrategias para ayudarte a reducir los costes asociados con tu flota de coches de empresa. Te voy a explicar las principales que deberías tomar en cuenta.

Elige el seguro de coche adecuado

La elección de la póliza adecuada es un factor importante para considerar en la gestión de una flota de vehículos de empresa. Además de ser un gasto necesario pero significativo, elegir un buen seguro de coche puede protegerte en caso de accidentes o daños a los vehículos.

Para elegir la póliza adecuada, tienes que considerar el tipo de cobertura que necesitas, así como el coste de las primas. Asegúrate de comparar diferentes opciones de seguros y obtener varios presupuestos para encontrar la solución que mejor se adapte a tus necesidades y presupuesto.

Además, deberías considerar la inclusión de cláusulas de seguro adicionales, como la responsabilidad civil y la cobertura de robo o vandalismo. De esa forma podrás proteger mejor tu flota de coches de empresa.

Optimiza tus rutas

Planificar tus rutas con antelación y evitar viajes innecesarios puede ayudarte a reducir el consumo de combustible y, por lo tanto, los costes de funcionamiento de tus coches de empresa. Utiliza herramientas de planificación de rutas para determinar la mejor manera de llegar a tus destinos y asegurarte de que tus conductores sigan la ruta más eficiente.

Eso es especialmente importante cuando tienes una plantilla de empleados que usan mucho sus vehículos por motivos laborales, como suele ser el caso de vendedores y representantes. Planear mejor los desplazamientos puede reducir significativamente los kilómetros recorridos, el tiempo perdido en los trayectos, el riesgo de accidentes y por supuesto el combustible consumido.

Hacer un mantenimiento preventivo

Cuidar los vehículos con un mantenimiento regular y preventivo puede ayudarte a conservar tus coches de empresa en óptimas condiciones. Eso, a su vez, permite evitar reparaciones costosas y aumentar la eficiencia del combustible. Por ese motivo, es recomendable que programes revisiones regulares de aceite y filtros, hagas verificar la presión de los neumáticos y realices inspecciones de seguridad periódicas en tu flota.

Elegir coches de empresa adaptados a tus necesidades

Si tus empleados tienen que hacer múltiples desplazamientos de corta duración en un entorno urbano, probablemente te vendrá mejor optar por vehículos pequeños y de potencia relativamente baja. Pero, para aquellos que necesitan hacer recorridos largos, no solo puedes pensar en el coste a corto plazo. Toma en cuenta la comodidad de tus empleados y su seguridad. Es importante para la motivación de los trabajadores y también acaba saliendo más rentable.

Hacer una gestión eficiente del combustible

Hoy en día la mayoría del parque de vehículos es de combustión, pero es probable que vaya a cambiar rápidamente en el futuro. Como de momento los precios de los combustibles tienen un gran impacto sobre los costes de una flota de vehículos, y pueden variar ampliamente, tienes que estar atento a las fluctuaciones y buscar los mejores precios.

Una opción interesante es generalizar el uso por parte de tus empleados de las aplicaciones de comparación de precios, para encontrar las estaciones de servicio con los precios más bajos. También te interesa apuntarte a los programas de descuento de combustible, o negociar una rebaja concreta con una gasolinera en particular.

Otra medida que puedes tomar es adoptar tecnologías de seguimiento de combustible, que te permiten monitorear el consumo de carburante de tus vehículos de empresa, y tomar medidas para reducir el uso de combustible cuando sea posible.

Finalmente, puedes formar a tus empleados para que adopten un modo de conducción ahorrativa, e incluso incentivarlos a gastar menos combustible con algún premio para quien tenga el menor consumo por kilómetros recorridos a lo largo del año.

Utilizar tecnología para la gestión de flotas

Más allá del combustible, hay muchas soluciones tecnológicas de gestión de flotas que pueden ayudarte a controlar el rendimiento de tus coches de empresa. Así encontrarás áreas de mejora y podrás reducir los costes operativos de tus vehículos.

Me refiero a servicios como las soluciones de seguimiento GPS, que te permiten mejorar la eficiencia de la ruta y reducir el tiempo de inactividad. O a los sistemas de gestión de mantenimiento, que pueden ayudarte a programar el mantenimiento preventivo de manera más eficiente, reduciendo la indisponibilidad de los coches a la vez que disminuye el riesgo de averías.

Opta por vehículos más eficientes

Cuando llegue el momento de renovar tu flota de coches de empresa, considera opciones de vehículos más eficientes en términos de combustible. Los coches eléctricos y los híbridos pueden reducir significativamente los costes de combustible a largo plazo. Cada vez la diferencia en el precio de adquisición de esos coches es menor. Aunque todavía puede haber problemas en la disponibilidad de puntos de carga, especialmente en España, donde el crecimiento del parque eléctrico ha sido de momento más lento que en otros países.

 

¿Qué otra recomendación harías a los emprendedores que tienen una flota de vehículos de empresa para reducir sus costes? No dudes en compartir tu opinión en la sección de comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *