Factoring sin recurso o factoring con recurso: ¿Cuál es la diferencia?

factoring sin con recurso diferenciaCuando tienes una pyme, una de las opciones más habituales para financiar el circulante es el factoring. Se trata de una herramienta financiera que permite obtener liquidez inmediata mediante la cesión de sus facturas pendientes a una entidad financiera o a una empresa especializada, a cambio de una comisión. Hay dos tipos principales dentro de la modalidad, ya que el factoring puede ser sin o con recurso, y hay una diferencia significativa entre los dos casos. Vamos a ver en qué consisten esas opciones y sus ventajas relativas en la gestión de tesorería de una pyme.

¿Qué es el factoring sin recurso y qué diferencia tiene con la modalidad con recurso?

En la modalidad de factoring sin recurso, la empresa procede a la cesión de sus facturas y traslada también el riesgo de cobro a la entidad de factoring. En otras palabras, una vez que la pyme haya vendido sus cuentas por cobrar, ya no tiene ninguna responsabilidad sobre ellas, incluso en el caso en el que deudor final no pague lo que debe. Esta opción otorga a la empresa una mayor seguridad financiera, y además aligera su balance de los activos que corresponden a las facturas pendientes que se hayan cedido.

En consecuencia, la principal diferencia entre el factoring sin recurso y el factoring con recurso es que, en el segundo, no se traslada el riesgo de cobro. Es decir que, si el cliente no pagase, la entidad financiera devolvería la factura pendiente a la empresa que se la haya cedido.

Principales ventajas del factoring sin recurso

Mejora la tesorería

En realidad, esa es una ventaja del factoring en cualquiera de sus modalidades. Cuando se procede a la cesión de las facturas pendientes, en la práctica se consigue un pago anticipado de las cuentas de clientes. De esa manera, la pyme puede mejorar su liquidez y financiar sus operaciones.

Alivia las tareas administrativas

De nuevo, es un beneficio que existe en ambas modalidades, aunque en el caso del factoring sin recurso, como se ceden totalmente las deudas, el efecto es más notable. En efecto, esa solución permite externalizar la gestión de cobros, al menos para las facturas que se hayan cedido. Por lo tanto, la pyme necesita dedicar menos recursos administrativos al recobro, y puede concentrarse en su negocio principal. Como los clientes morosos suponen más trabajo administrativo que los demás, el hecho de haber cedido el riesgo de cobro permite aliviar todavía más las gestiones.

Reduce riesgo de crédito

Como ya comentamos, la modalidad sin recursos consiste en trasladar el riesgo de impago a la entidad de factoring. Eso significa que, al menos para las facturas que se hayan cedido, se elimina totalmente el riesgo de no cobrar esos importes, lo que protege a la pyme de posibles pérdidas financieras. El riesgo de crédito es uno de los aspectos más espinoso de la gestión de una empresa, ya que un impago puede tener consecuencias muy dañinas para las finanzas del negocio, especialmente en el caso de una pyme. Reducir ese riesgo es una gran ventaja.

¿En qué consiste el factoring con recurso?

Como ya comentamos, en esa modalidad, lo que se cede es solamente la gestión del cobro de los saldos de clientes, lo que permite cobrarlos de forma anticipada. Pero, en el factoring con recurso, la pyme sigue siendo responsable del cobro de las facturas en caso de que el deudor final no pague. Cuando eso sucede, la entidad financiera puede exigir que la pyme recompre las facturas, o que asuma las pérdidas correspondientes.

Principales ventajas del factoring con recurso

Además de los beneficios generales del factoring que ya comentamos antes, como el anticipo del cobro de las facturas y la simplificación de algunas tareas administrativas, la modalidad con recurso tiene sus ventajas.

Las tarifas suelen ser más bajas

Para explicar la diferencia entre el factoring con recurso respecto a la modalidad sin recurso, voy a hacer un símil con el sector de los seguros.

Cuando contratas una póliza para tu vehículo, puedes optar por un seguro a todo riesgo, con o sin franquicia. El importe de la póliza será más caro si no hay franquicia, porque la aseguradora asume un mayor riesgo. Pagas más, pero te olvidas de cualquier siniestro.

Algo similar ocurre con el factoring con recurso. Como al final conservas el riesgo de impago, la entidad financiera puede ofrecerte unas tarifas más competitivas que en la modalidad sin recurso.

Ideal cuando los clientes son solventes

Muchas pymes tienen clientes grandes que no presentan un riesgo de impago significativo, pero que aprovechan su poder de negociación para imponer condiciones de pago dilatadas. Hablamos de grandes empresas o de administraciones públicas, por ejemplo.

En este caso, el factoring con recurso es una buena opción para adelantar el cobro, a un precio más competitivo, y sin asumir un riesgo de impago muy significativo.

Diferencia entre teoría y práctica para el factoring sin y con recurso

Antes de terminar el artículo, me parecía importante hacer hincapié en la diferencia que puede existir entre la teoría y la práctica cuando hablamos de factoring sin recurso y de factoring con recurso. Porque puede haber intereses opuestos entre la empresa que tiene las facturas pendientes y la entidad financiera.

Por su parte, nuestra pyme querrá ceder sin recurso aquellas facturas de clientes que puedan representar un riesgo de impago, mientras preferirá la modalidad con recurso para las deudas de bajo riesgo.

Evidentemente, la entidad financiera buscará lo contrario. No le interesa quedarse sin recurso para facturas que puedan convertirse en impagos. Y si ve que los clientes son de bajo riesgo, puede que no tenga mucho interés por la modalidad con recurso, y procure convencer al cliente de optar por el factoring sin recurso, que le proporciona más ingresos financieros.

Cada caso será distinto, pero la solución elegida tendrá que resultar provechosa para ambas partes. Así que, si pensabas ceder solamente tus facturas de mayor riesgo, es poco probable que una entidad lo acepte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio