Montar una guardería o una ludoteca

Te explicamos como montar una guardería, escuela infantil o ludoteca, unos de los negocios que más atención reciben por parte de los emprendedores, y especialmente de las mujeres emprendedoras. Como se trata de cuidar de los más pequeños (de cero a tres años), existen algunos requisitos para asegurar unos mínimos de calidad, sanidad y seguridad. Pero lo más importante de todo es asegurarse de que haya un mercado suficiente para rentabilizar tu inversión.

Los factores que favorecieron la apertura de nuevos centros

El segundo “Baby Boom”

Hace unos años, coincidieron dos fenómenos demográficos que tuvieron como consecuencia una mayor necesidad de escuelas infantiles y guarderías. Por un lado, la generación del Baby Boom (nacida a partir de la Transición) había llegado a la edad reproductiva, y lógicamente, esto implicó un mayor número de nacimientos. Por el otro lado, la fuerte inmigración que conoció España en los años anteriores a la crisis iba acompañada de una mayor natalidad, ya que las mujeres inmigrantes solían tener más hijos que las españolas.

En realidad, el incremento de los nacimientos en España no fue muy significativo, pero después de varios lustros de fuerte bajadas, era un fenómeno lo suficiente relevante para notarse. En este gráfico se puede apreciar la pirámide poblacional española con el repunte de nacimientos.

La bajada del paro

En paralelo al mayor número de niños, el paro disminuyó progresivamente en España hasta llegar alrededor del 8% a finales de 2007. En una situación de casi pleno empleo, era muy habitual que ambos padres trabajaran, y por lo tanto se hacía más necesaria una oferta de guarderías y escuelas infantiles que en años anteriores.

La situación actual

Factores demográficos

En la actualidad, la situación es mucho menos favorable a la apertura de nuevos centros. Los factores que habían favorecido una mayor demanda de plazas en escuelas infantiles han cambiado significativamente. durante la crisis los extranjeros estaban abandonando España (el saldo migratorio era negativo), mientras el índice de fecundidad de las mujeres extranjeras ha bajado hasta prácticamente asemejarse al de las mujeres españolas.

Incremento del paro

Por otro lado, no hace falta insistir sobre la situación del paro. Con una tasa de desempleo que llegó al 27% y aun está alrededor del 15%, no solo han bajado los recursos de las familias, sino que en muchos casos hay al menos uno de los dos padres está desempleado, y puede encargarse de los niños.

Difícil situación para las guarderías

Ante está situación, una gran parte de las guarderías privadas están sufriendo mucho en esos últimos años, con clases medio vacías y la competencia de los centros públicos, donde muchos padres prefieren llevar a sus hijos para reducir los gastos.

Sin embargo, esta es la situación general. Pero el primer criterio para montar una escuela infantil es encontrar una zona donde haya demanda de guardería y poca oferta. Aunque cada vez es más difícil, es posible todavía encontrar este tipo de emplazamientos.

Los requisitos para montar una escuela infantil

1º- Un mercado suficiente

Es recomendable estudiar la población de la ciudad donde quieras establecer tu guardería, y encontrar zonas potenciales con poca oferta. La información que te interesa conseguir es el dato del padrón por grupo de edades y barrios. A ti te interesa encontrar un sitio donde haya muchos niños pequeños (menores de 3 años) y muchas parejas jóvenes (que son los que pueden tener hijos).

Analiza entonces el poder adquisitivo de la población en la zona (si es muy bajo es poco probable que opten por una escuela infantil privada), y sobre todo la oferta de otros centros, tanto privados como públicos. Tendrás que informarte muy bien de la capacidad de los otros centros para asegurarte que tienes mercado.

2º- Encontrar un local

Si has encontrado una zona interesante, te queda todavía un obstáculo importante: poder encontrar un local que cumpla con todos los requisitos. Y ya sabes que en España, muchas competencias están descentralizadas a las Comunidades Autónomas, por lo que tendrás que averiguar en la Consejería de Educación correspondiente lo que exigen para una escuela infantil. Pero no es lo único, también tendrás que comprobar las exigencias del ayuntamiento, que pueden (y suelen) ser distintas.

Por lo general, te van a pedir tener cosas como un patio de juego de cierto tamaño, varias aulas de 30 metros cuadrados, cocina, baños adaptados para los pequeños, etc. Es muy importante que busques el local sabiendo ya los criterios necesarios, sino estarías perdiendo el tiempo. Y a veces, buscar un local es una pesadilla.

3º- Disponer del personal necesario

Evidentemente, el cuidado de los niños no es una profesión que puedas emprender un buen día porque te apetecía. Necesitas títulos. Los niños deben estar a cargo de maestros con la especialidad en educación infantil, de técnicos superiores en educación infantil o de técnicos especialistas en jardín de infancia.

4º- Ganarse la confianza de los padres

Una vez cumplas con todos los requisitos para montar una guardería, te queda lo más difícil: convencer a los padres que te dejen a las personas que más les importan en el mundo. Ganarse esa confianza no es una tarea sencilla, y pasa al menos por dos caminos.

En primer lugar el local tiene que tener un aspecto muy acogedor y profesional. Los padres tienen que sentir que sus niños estarán en un lugar agradable y seguro, donde se podrán divertir durante el día.

En segundo lugar el trato con los padres y con los niños tiene que ser excelente. Hay que demostrar con el comportamiento que los pequeños están en buenas manos, con alguien que sabe lo que hace, que puede ocuparse en caso de urgencia y que va a tratar al niño igual de bien que lo harían sus propios padres.

Rentabilidad de una guardería

Se trata de un negocio donde los costes fijos son importantes. Todos los meses sabes que tendrás que pagar el alquiler, los servicios asociados y las nóminas del personal educativo. Una vez que tengas determinado con claridad todos estos gastos y sepas que precio quieras poner por alumno serás capaz de determinar el número mínimo de alumnos necesarios para cubrir gastos. Es fundamental que hagas este cálculo seriamente porque el alto coste mensual puede consumir rápidamente el dinero que hayas decidido invertir.

Para ello, lo mejor es que prepares un plan de negocio. Puedes por ejemplo inspirarte en este plan de empresa para una guardería.

Montar una ludoteca

Hasta ahora hemos hablado de las guarderías o escuelas infantiles, pero montar una ludoteca es algo diferente. Ya no se trata de tener a los niños todo el día, sino de poner en marcha un lugar donde se puedan divertir, bajo la supervisión de sus padres o mientras estos se van a hacer otro tipo de actividad (deporte, cine).

Aunque los requisitos sean menos que los que se exigen a una escuela infantil, tendrás que informarte igual en las administraciones sobre tus obligaciones. Pero al igual que cualquier negocio, lo primero que hay que plantearse es si existe un mercado. Si ves que podría haber una oportunidad de negocio, ¿por qué no haces una encuesta para ver si realmente hay potencial?

No empieces a buscar local o informarte sobre requisitos si no has comprobado que realmente puede haber demanda. Si hay demanda, no significa que tu concepto vaya a funcionar, pero ayuda. Si no la hay, busca otra cosa.

Artículos relacionados

¡Compartir es vivir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *