Emoticonos para asunto de correo: ¿buena o mala idea para tus campañas?

emoticonos en el asunto del correoComo usuario, habrás visto que algunos de los boletines a los cuales te suscribiste te llegan a veces con emoticonos en el asunto del correo. Si tienes un negocio y estás pensando en hacer una campaña de email marketing, quizás hayas pensado en usar esa estrategia para conseguir más impacto y un mayor porcentaje de apertura en tus envíos. Pero recurrir a los emojis no es la panacea. Lo vamos a analizar en este artículo.

La importancia del asunto del correo en una campaña de email marketing

No importa cual sea el objetivo de tu campaña de marketing por correo electrónico, las dos métricas claves siempre van a ser la tasa de apertura del correo y la tasa de clic en el enlace que sin duda llevará el mensaje. De esas dos, la primera es obviamente la más importante, porque si tus usuarios no abren el correo, de nada habrá servido tu campaña.

¿Y cómo puedes captar la atención del usuario para que abra tu email? En realidad, aparte del nombre del remitente, la única información que se suele ver en una bandeja de entrada es el asunto del correo. Por eso, a lo que mayor cuidado le tienes que dedicar cuando preparas una campaña es a la formulación de ese asunto.

Ten en cuenta que el lector tendrá otros muchos correos que leer en buzón, y a muchos de ellos no les prestará atención. Puede ser por falta de tiempo o falta de interés. Si quieres que el usuario quiera hacer clic, tienes que llamarle la atención para que lo haga, de una forma inteligente.

Los emoticonos en el asunto de correo dan más visibilidad

De lo anteriormente expuesto se entiende que tiene sentido plantearse usar algún elemento más visible, como letras mayúsculas o emoticonos, para destacar el asunto del correo. La idea es captar la mirada del usuario, y desde luego que los colores y formas de los emojis tienen características que atraen la atención.

La cuestión es como hacer un buen uso de los emoticonos. Porque llamar la atención es una cosa, pero otra es presentarte como un contenido interesante y serio. Un mal uso de esos iconos puede perjudicar tu marca, y hacer que tu mensaje se vea demasiado informal, infantil, o directamente percibido como spam.

Como muchas veces, la clave será elegir la mejor estrategia para cada audiencia y cada correo. Imagínate el boletín de una ONG que lucha contra una enfermedad y luego piensa en el mensaje que puede mandar una app de citas. El uso de emoticonos en el asunto del correo sería probablemente inapropiado en el primer caso y bastante recomendable en el segundo.

Al final, quizás lo más adecuado sea reservar el uso de emojis para campañas contadas, únicamente aquellas en las que quieres tener un discurso más casual. Pero si tu empresa siempre tiene una comunicación muy directa e informal, podrías usar los emoticonos más a menudo.

El estudio de la empresa americana

Como el tema de los emoticonos es algo que interesa a muchos profesionales del marketing online, una conocida empresa americana realizó un estudio sobre el impacto de los emojis. No voy a entrar en el detalle del estudio, me limitaré a compartir algunas de sus conclusiones.

  • Los correos con emoticonos en el asunto fueron percibidos de forma más negativa que los que eran de solo texto.
  • Los correos con emoticonos se vieron como menos valiosos que los otros, pero no hubo ninguna diferencia en la percepción de confianza entre los dos tipos de emails.
  • Añadir un emoticono a la misma línea de asunto no aumentó el porcentaje de veces que el email fue seleccionado.
  • Los emoticonos atraen la atención en un buzón de entrada equilibrado que contiene tanto correos con emoticonos en el asunto como correos de solo texto. De media, los correos con emoticonos fueron considerados para ser abiertos más a menudo que correos diferentes sin emoticonos en el campo de asunto.
  • Los emoticonos hicieron que las personas fueran más propensas a decir que abrirían ese correo por sus cualidades visuales que por el significado del asunto.

Haz tu propia valoración sobre el uso de emoticonos en el asunto del correo

Cuando se habla de email marketing, lo recomendable es basarse en hechos y datos, no en simple impresiones. El estudio que mencioné antes es muy interesante, pero tiene sus limitaciones de muestra y de mercado, así que tampoco se puedan sacar grandes conclusiones. Lo veo más como una forma de plantearse una reflexión sobre el asunto.

Por lo tanto, si quieres saber cuál es el impacto de usar emoticonos en el asunto del correo, puedes ir probando y medir las tasas de aperturas de diversas campañas. De esa forma podrás saber si a tu audiencia le gusta más o menos esa técnica.

Por ejemplo, si tienes una base de datos grande, puedes separarla aleatoriamente en dos grupos, y mandar exactamente la misma campaña a ambos, con solo una pequeña diferencia. En una colocas un emoticono en el asunto, y en la otra no. Si repites la experiencia con muestras diferentes y otras campañas, podrás empezar a tener una mejor idea, y podrás aprovechar lo que funciona mejor.

¡Compartir es vivir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *