¿Qué sueldo ponerte cuando creas tu empresa?

que-sueldo-ponerteUna de las preguntas importantes que tienen que enfrentar los creadores de empresa es cuanto van a cobrar. No es una cuestión trivial, porque la decisión que tomes al respecto tiene impactos muy significativos sobre tu vida personal y sobre la marcha de tu empresa. Si buscas socios inversores u otros tipos de financiación externa, la cosa se complica aun más.

1º- Sueldo teórico y sueldo real

Antes de interesarnos por cuanto deberías cobrar al principio, hay una cosa que tienes que tener muy en cuenta. Debes sabes diferenciar lo que vayas a cobrar realmente de lo que deberías cobrar teóricamente (lo que costaría contratar una persona con tu perfil para las mismas tareas a precio de mercado).

¿Por qué es importante saberlo? Para que seas capaz de analizar cual es la rentabilidad real de tu empresa. En efecto, una práctica muy habitual al principio es que los fundadores no cobren o cobren muy poco, y eso da una rentabilidad mucho mayor a la que tendría la compañía en condiciones normales de mercado laboral. Pero la realidad económica es que esa rentabilidad es artificial, y tienes que ser muy consciente de ello.

Por eso es un ejercicio interesante recalcular la cuenta de resultados de tu empresa con un sueldo de mercado para ti y para los otros fundadores que tengan una remuneración muy por debajo de lo normal, y ver cual es el impacto final.

2º- Ventajas e inconvenientes de poner un sueldo bajo

Creo que una mayoría de emprendedores optan por otorgarse un sueldo bajo (incluso a veces no cobrar nada) en los primeros meses y hasta años de la aventura empresarial. No lo hacen por masoquismo, sino porque tiene una serie de ventajas para el negocio:

  • gastas menos en salarios, por lo que necesitas menos financiación externa
  • como necesitas menos financiación externa, dedicas más tiempo a tu negocio y menos a buscar dinero
  • como tienes que vivir con menos dinero, crea una cultura del ahorro para los fundadores que suelen trasladar en su gestión empresarial
  • como necesitas menos financiación externa, mantienes un mayor control del capital de la empresa

Sin embargo, no todas son ventajas, fijarse un sueldo bajo también tiene algunas pegas, más o menos importantes dependiendo de las situaciones de cada uno:

  • no todo el mundo puede permitirse vivir con ingresos reducidos o nulos durante muchos meses (el factor familiar influye mucho)
  • los ingresos bajos pueden acabar desmotivando el emprendedor
  • puede dar una visión errónea de la rentabilidad real del negocio

3º- Ventajas e inconvenientes de ponerse una renumeración de mercado

Otros muchos emprendedores, y especialmente aquellos que tratan con inversores externos defienden la idea que el equipo fundador de una empresa debería fijarse un sueldo de mercado. Esas son sus razones:

  • si un inversor compra parte del capital y te hace trabajar por debajo del precio de mercado, en realidad está comprando mucho más barato tu trabajo, y por lo tanto también la empresa
  • un sueldo en línea con el mercado motiva mejor a los emprendedores
  • la rentabilidad de la empresa es real

Pagar sueldos de mercado también tiene sus riesgos, más allá de la pérdida de control en el capital de la empresa que ya cité, destacaré un elemento:

  • algunos emprendedores pueden perder de vista la realidad económica, como sucedió en las burbujas tecnológicas, con emprendedores teniendo un nivel de vida alto cuando su compañía no había demostrado nada aun.

4º- A medio plazo, ambos caminos se deben juntar

Hayas decidido empezar con un sueldo bajo o con uno de mercado, después de un tiempo, si la empresa funciona, deberías llegar a una situación similar.

Si cobrabas poco, se supone que habrás mantenido una mayor parte del capital, y por lo tanto que recibas buenos dividendos o puedas hacer una plusvalía interesante vendiendo tu participación. Y no vas a seguir cobrando poco durante años, tendrás que ir subiendo progresivamente tu sueldo para adecuarlo a las condiciones de mercado.

Si optaste por el sueldo de mercado, quizás no recibas tanto dividendos ni hagas tanta plusvalía, pero lo que hayas cobrado de más durante esos meses también hay que tomarlo en cuenta.

5º- La decisión es solo tuya

Finalmente, me queda añadir que el tema de fijar el sueldo del fundador o de los fundadores es un asunto que depende solamente de ti. Como hemos visto, influyen criterios personales y también la postura que puedas tener respecto a inversores externos, pero nadie más que tú puede decidirlo. Personalmente, yo soy más del bando de los que optan por cobrar poco al principio. ¿Y tú que opinas? Puedes dar tu visión en la sección de comentarios.

Artículos relacionados:

Visita a La Bamba Coworking
Hasta que no hayas lanzado tu proyecto al mercado, tú eres el producto
Los eventos de empresa, una oportunidad para emprendedores

¿Te ha gustado el artículo? Hazte seguidor del blog en Google+, Facebook o Twitter.

También puedes seguir mi perfil personal en Google+.

RSS Icon Suscríbete a nuestro RSS o Abónate a nuestro boletín icono email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*