Idea de negocio: patatas fritas que no lo son

patatas fritas popchipsA veces pensamos en la idea de negocio como una cosa que tiene que revolucionar todo, aportar algo completamente diferente a la oferta de productos y servicios actuales. Pero, en realidad, con una simple mejora de un proceso o producto actual se pueden conseguir proyectos empresariales muy sólidos y bastante menos arriesgados, como este ejemplo de patatas fritas que realmente no lo son (fritas, quiero decir).

Las patatas fritas: un alimento muy consumido pero poco sano

Pocas son las personas que nunca han comido unas patatas fritas, es uno de los acompañamientos clásicos de las bebidas en los bares, y uno de los aperitivos más habituales en las fiestas.  Las hay de todo tipo, pero todas tienen un punto en común: como su nombre en español lo indica son fritas, es decir que su contenido en grasa es alto, y dependiendo del tipo de aceite que se usa, puede ser un consumo aceptable en pequeña cantidad o francamente no recomendable.

¿Y si no fueran fritas?

Si el problema de las patatas fritas es precisamente que se fríen, ¿por qué no imaginar un proceso distinto? Pues es precisamente lo que hicieron los creadores de Popchips, una marca americana que decidió apostar por un sistema presurizado a altas temperaturas para procesar las patatas. No se usa aceite, salvo para condimentar las patatas, y según sus creadores el contenido en grasa es dos veces menor a las patatas fritas clásicas.

El producto ha tenido mucho éxito en Estados Unidos, donde ya lleva unos años funcionando. El argumento “salud” tiene cada vez más peso en el mercado, y encontrar una forma original de aprovecharlo puede ser muy rentable.

El mundo está lleno de oportunidades similares

Todas las empresas de hoy en día ofrecen un servicio imperfecto. Siempre hay uno o varios problemas dentro de la propuesta de valor, y a veces aportar una respuesta innovadora a uno de esos problemas puede suponer una gran idea de negocio. Además, como son mercados ya conocidos, es menos arriesgado, y en teoría más fácil conseguir inversores. En el caso de Popchips, no han creado un nuevo mercado, tan solo han creado un producto más sano para un mercado ya existente. Esto significa que ya hay compradores reales, y solamente tienes que ir a “robarles” a la competencia. En este caso, ofreciendo un producto en teoría más sano y sabores muy similares, parece bastante razonable pensar que esta idea podía tener éxito (aunque nunca nada está asegurado).

Mira a tu alrededor, y especialmente en las áreas y sectores para los cuales tienes un conocimiento y una experiencia específicos. Seguro que hay algo que puedes hacer para resolver un problema, y quizás sea una buena idea de negocio.

Artículos relacionados

antoine 80
Me llamo Antoine Kerfant y llevo 7 años asesorando a emprendedores.

Descubre ya mismo si tu idea de negocio es buena gracias a mi ebook.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*