Algunas estrategias para ahorrar en tu empresa

ahorrar en la empresaCuando empiezas una nueva empresa, es lógico que quieras gastar lo mínimo para que los escasos recursos que tienes a disposición puedan tener el mayor provecho posible. Y cuando tu empresa ya está consolidada, buscar estrategias para ahorrar es una forma de poner aumentar los beneficios o recolocar recursos en otros gastos que consideras más interesantes para el desarrollo del negocio. Aquí te propongo unos ejemplos.

1º – Colabora con otras empresas

Muchos gastos se pueden reducir de forma muy efectiva si encuentras a otras empresas con necesidades similares a las tuyas dispuestas a compartir costes contigo. Es un consejo que puedes aplicar tanto al gasto de alquiler (compartiendo un local o una oficina) como para todo tipo de proveedores y compras. Incluso puedes pensar en hacer publicidad compartida con una empresa no competidora que se dirige a los mismos clientes que tu negocio.

2º- Ahorra con servicios online

Aunque se suelen conocer más los servicios online destinados a particulares, también existe una amplia oferta de herramientas para empresas. Por ejemplo, para cuidar y mantener tus instalaciones, puedes buscar una plataforma online de limpieza en Madrid y Barcelona. La mayoría de los servicios “business to business” (o B2B, es decir de empresa a empresa) tienen versiones online que suelen ser más económicas.

Para seguir con el ejemplo de la limpieza, cuando los necesites, puedes reservar personal de limpieza de oficinas con Helpling, una de esas empresas de Internet que ofrece servicios adaptados a los nuevos tiempos.

3º- No gastes mucho imprimiendo

La cantidad de dinero que pueden gastar las empresas en temas relacionados con la impresión de documentos es sorprendente. Hay muchas formas de racionalizar este gasto.

  • Optimiza el número de impresoras. Es mejor tener una sola impresora en red, aunque la gente se tenga que levantar para imprimir, a que cada uno tenga su pequeña impresora en su escritorio. Comprando un modelo profesional el gasto por impresión puede bajar muy significativamente.
  • Haz una cultura digital. Hoy en día, muy pocas veces es necesario imprimir papel. Y hay muchas soluciones alternativas (factura electrónica) a las situaciones que en principio parecen implicar siempre una impresión. Míralo y verás que puedes tener una empresa digital.
  • Usa cartuchos y toners reciclados. La diferencia de precio es enorme y casi no hay diferencia de calidad.

4º- Los software libres

Los programas informáticos pueden costar mucho dinero (en compra y licencias), pero tienes alternativas, como por ejemplos los software libres. Hay un procesador de texto, una hoja de cálculo o un programa para presentaciones totalmente gratuitos. O si lo que necesitas es montar una web, puedes usar herramientas como WordPress que son totalmente gratuitas y vienen con una casi infinidad de mejoras (plugins) gratuitos desarrollados por miles de personas alrededor del mundo.

 * *

Esos son solo 4 ejemplos de como puedes reducir gastos en tu empresa, pero evidentemente hay muchas otras soluciones. Con imaginación, casi cualquier coste se puede rebajar, sin alterar la calidad del servicio que ofreces a tus clientes. Y no olvides el poder de la negociación, sin duda la forma más eficiente de ahorrar mucho con muy poco esfuerzo (y tan solo un poco de persuasión).

Artículos relacionados:

Un pensamiento en “Algunas estrategias para ahorrar en tu empresa

  1. Paco

    Para una oficina de alguien que empieza:

    1. Comprar papel y material de oficina en el hipermercado, coincidiendo con la compra para casa. Suele ser más barato que en empresas de suministros ofimáticos.

    2. La limpieza puede hacerla uno mismo, ya sé que estará liadísimo con mil cosas, pero se quedan unos cientos de euros en el bolsillo a cambio de pasar la fregona una vez a la semana y echar un poco de limpiador en los baños.

    3. El ADSL y los móviles de empresa son para uso profesional. No pagar sobrecostes por la inclusión de canales premium de tv bajo demanda, descargas de música, servicios de antivirus, espacio de almacenamiento en la nube, etc. que no se necesiten, o que ya se estén disfrutando a través de otras empresas.

    4. Buscar un local con buen acceso a arterias de comunicación principales. No es plan callejear media hora por un barrio cada vez que vamos o volvemos de visitar a un cliente.

    5. Fácil aparcamiento. Lo que se ahorra en local no se puede perder a base de pagar parkings para uno mismo y crear problemas de lo mismo a los empleados.

    6. Ahorro eléctrico: Una oficina sin calefacción puede hacer que cada empleado se traiga un calefactor de 2000w y lo tenga las 8h a sus pies. Esto echa por tierra cualquier ahorro en bombillas led, ordenadores de ultrabajo consumo, etc.

    7. Mininevera, microondas, cafetera nespresso: Sale más a cuenta que una máquina de vending: Las máquinas de vending son grandes y están encendidas 24/7 aunque sólo se tomen 2 cafés al día o un refresco.

    8. Seguros, sistemas de alarma, etc. revisar el mercado, puede haber precios muy dispares de unas empresas a otras.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*